jueves, 17 de enero de 2008

La patada en los huevos

Pues si, esto es lo que recibí ayer en Karate, un patadón en los mismísimos que me puso la cara del mismo color que el kimono.

Paso a contaros la apasionante y emocionante historia de cómo me hicieron tortilla:

Ayer fue mi primer día con mi cinturón marrón, así que la gente me felicitaba por haber aprobado el examen. El señor mayor me miró con desdén, como siempre, y me dijo en inglés: "that looks good on you" y seguidamente me dio la espalda. Vamos, todo según lo previsto.

Hubo novedades, como que ya no estaba a la izquierda del todo de la fila al empezar y acabar la clase (ahora ya estoy más para el medio tirando a la derecha), y ya no tengo que ir a por el cubo de agua, aunque de lo de pasar trapo no se libra nadie.

Entonces el profesor nos puso por parejas. Eramos impares, así que a mi me tocó con un chico que tendrá unos 16 años y su madre, que aparenta 10 más como mucho (tendrá 20 más). Los dos de cinturón blanco, y recuerdo que él se presentó al examen, aunque ayer comprobé que sin éxito porque no cambió de color.

La cosa era que, por turnos, uno ponía la mano y el compañero le marcaba una patada en la palma. Yo puse la mano primero, y el tío empezó a darme unas ostias como tortos en el brazo. Se suponía que era sólo marcar, pero el tío se estaba pasando. Aún así, era algo que yo todavía podía aguantar, con lo que traté de no inmutarme aunque dolía. En ese punto no sabía si es que no controlaba o lo estaba haciendo queriendo. En mi turno, lo hice como se supone que hay que hacerlo: sin fuerza aunque con velocidad.

Entonces volvimos a cambiar, y se alternaban su madre y él. Cada vez me daba más fuerte, y su madre y los compañeros cercanos se dieron cuenta, ya que los golpes sonaban a ostia de Bilbao. Así que su madre le echó la bronca un par de veces por lo bajini diciéndole que qué coño estaba haciendo.

Yo no decía nada.

Hasta que cambiamos de técnica y entonces se suponía que la patada tenía que ir al estómago. Aquí yo creo que más queriendo que sin querer, me dio una patada en los huevos que me dejó doblado en el suelo!!Jodé hasta me mareé!!!.

Cuando me pude recuperar medianamente y fue mi turno, el profesor nos dijo que atacásemos como quisiésemos. Así que todavía con los bajos boqueando pidiendo Aquarius, me dediqué a darle patadas en la cara, pero sin hacerle daño, simplemente marcándole mientras él intentaba pararlas sin éxito. Creo que esperaba ostio-réplica, pero no iba a darle esa satisfacción.

Al acabar la clase su madre vino donde mi y me pidió perdón con reverencias de esas que duran un rato cabeza abajo. Yo le resté importancia y le dije que fue un accidente, que no se preocupase, que no pasaba nada aunque tenía los redondos desbarataos. Y, sorpresa, al acabar de pasar trapo, el chico vino y me dijo en un inglés muy básico "I'm so sorry" con la cara más roja que la caja de Nestlé, contestando yo lo mismo que a su madre (y acordándome mucho de ella, por cierto).

El chico se marchó sin pasar por el vestuario, supongo que vivirá cerca, no necesita cambiarse y trataba de evitarme, pero la madre me esperaba a la salida y le estaba haciendo reverencias al profesor. ¡¡ Le estaba pidiendo disculpas por su hijo !!, aunque el profesor ni se había enterado, así que le contó lo que había pasado. Entonces el profesor vino y me preguntó si estaba bien, le dije que si, que sin problema (supongo que con voz de tenor). Y ella me volvió a hacer dos reverencias de esas largas pidiéndome perdón en japonés muy muy formal, mientras yo me sentía bastante incómodo.

En el tren camino a casa me dio por pensar que creo que le dio rabia que yo pasase de cinturón blanco a marrón directamente y él ni siquiera cambiase de color. O yo no le caigo bien por algún motivo.

No se, me siento bien pensando que no perdí la calma.

Aunque perdiese los huevos.

Imagen arramplada de www.canonistas.com





18 Ikucomentarios by la patilla
Bea dijo...

Ole tus huevos! Te comportaste de coña, si señor!

Neki dijo...

SI le hubieses explicado de donde eres seguro que se hubiera acojonado. Me cagüen zotz.
Bien hecho.

triki dijo...

Pues is que tienes la tranquilidad de Buda , porque hasta la patada en los huevos se podría aguantar, pero después de eso a mi me saldría la vena macarra, aunque con 16 todavía es un crío hiciste bien en dejarle seguir viviendo :D

Elena dijo...

Si es que la envidia es mala mala... Pero lo hiciste muy bien, mantener la calma... Con un par de **** (jeje)

Vito Toscano Middle dijo...

Que te me desgracian!! El clan Toscano le mandará un ratón descabezao metido en un sobre al niñato ese

Saruli dijo...

Toska, da igual de donde seas, a los 16 se esta en la edad del pavo y la mayoria sin madurar. A este chaval le sento como "una patada en los huevos" q un extranjero pasara se le de mejor q a el el deporte de su pais q bailar sevillanas o torear.
OLE TOSKANO ESE CINTURON MARRON!!!
Middel Toscano puede procrear en la familia si es q no vuelven en si tus testiculos, no te preocupes, jajaja!!!!!!!!

Herzeleyd dijo...

hehehe, si es que hay que tener cuidado con los niños :D
Tú tenías que haberle dicho a la madre que o te hacía ... o no la perdonabas muhahahahah

Por cierto ¿No te hablan en japonés? Tú me imagino que ya hablarás perfectamente japonés ¿No? Es que como pones que te dicen las cosas en inglés...

Un saludo.

lalo dijo...

Sr!! creo debería reclamar su "derecho de pernada" y que la madre suplante el error de su hijo con una bendición. Más aún si acusa joviales 26!!

saludos

Txisko dijo...

Yo soy tu y me aguanto las ostias en el brazo, pero en mi turno le pongo el cuerpo a topos de los cardelanes que le hago. A mi ni asin!!

No te jode con el nen de Tokyo!

Toscano dijo...

Bea, si, eso mismo, ole ole y ole! anoche dormí bien!

Neki, pa la siguiente voy con el gen zalluco por delante, mecagüensotch!

Triki, la verdad es que tuve un par de momentos en que pensé, no en meterle una ostia, sino en decirle cuatro cosas. De hecho, si hubiese sido en castellano, ya se las habría cascao!! pero en japonés no sabía como decirle que se estaba pasando tres pueblos!

Elena, si, yo creo que fue rabia y envidia todo junto. Que le den!

Toscamiddle, ahí ahí, defendiendo a la family!

Saruli, yo creo que lo de ser extranjero le da exactamente igual, es rabia porque una semana antes tenía el mismo cinturón que él. O igual es que es un animal siempre, no se!.

Herzeleyd, lalo, siempre pensando en lo mismo, eh?? jaja, estaba yo como para historias ayer!! Lo único que quería era estar sentao, jajaja. Yo normalmente siempre contesto en japonés y a partir de ahí ya me hablan en japonés, pero de primeras siempre siempre en inglés.

Txisko, pues si, la verdad es que estuve tentao de hacer lo mismo que él, pero creo que al hacerlo en plan fino, le dió más rabia.

Gracias por los comentarios!

Winnie dijo...

Joe, que historia... que huevos los tuyos (bueno antes de que se hiciesen tortilla, jejeje) Yo le pongo la jeta como un pan.

Haberle contestao en castellano cuatro burradas. Yo tengo un amigo de la familia en Washington, vive alli desde hace muchiiiiisimos años, y dice que cuando se cabrea jura en castellano y se pone a hablar en castellano y la gente que le rodea dice: "joder, esta hablando en español, eso es que esta muy cabreado, hay que tener cuidado" jajaja. Haz tu lo mismo.

QUe sepan como se las gastan los de la comarca, que narices!!! que les suene fatal los insultos...

Bueno, ahora con unas patatitas te haces una tortilla rica de patata y listo.

Besotes y recuperate

Lupin III dijo...

Por fin me liberan y puedo comentarte... ya era hora...

Pues la verdad es que menudo comportamiento...
Si yo estoy en tu lugar, le hago una llave (kiaaaaa) y lo mando por la ventana... (y si no hay ventana la construiría al instante)

Ejemplar tu comportamiento...

Y espero que todo siga en su sitio... te has huevigrafía a ver...??

Dark-Kira dijo...

Bueno, supongo que para estas horas ya deben de andar en su sitio... de todos modos he de felicitarte por la postura que mantuvistes xDD Seguro q lo q tenía el niño era envidia.. pero en fin, son niños XD


Pos nada más, sigue así con tu blog que lo leo todos los días ^___^

Kuris-chan dijo...

Yo que creía que ya no tendrías que pasar más el trapo... joer que mala es la envidia no? asegúrate de no coincidir con este crío cuando llegues al negro, nadie sabe lo que podría llegar a pasar xD
Besos!

Bea dijo...

Estarás orgulloso de tus redonditos! anda que no han dau que hablar. Juas, juas.
;)

zordor dijo...

Muy divertido el post ;) y te doy la enhorabuena por el ascenso, el post y el aguante que tienes ;)

Toscano dijo...

Jaja, ya te digo, tiene HUEVOS que el record de comentarios lo tenga esta historia tan triste!!!!

Que casi me eunucan !!!!

Nagore dijo...

Yo estoy con Bea, ole tus cojones y nunca mejor dicho... Q se enteren los que se pasan el día sospenchando(japonesitos)... ehhh y sabes chato q me caen muy bien, me parecen muy graciosos y todo eso ehh... xo esas formitas del chavalín, n me han gustado mucho... si estaba enfadado x no haber conseguido el cinturón... q le de patadas a la pared... xo no a tus huevos leches... q mal perder leches...
Bueno q te comportaste como un señor... aunque x dentro estuvieras cagandose en su madre...
Xo ole tú, menuda lección le diste... si señor...
X cierto enorabuena... q eso si q es echarle pelotas al asunto... así se hace leches... VIVA EL MARRÓN!!!!




¡Ay madre, que de letras!
¡Tengo miedo!



Buuuuuuuuuurp!