miércoles, 26 de septiembre de 2007

Ikusuki va al sumo

Por fin, eh?, ya os veía todo caninos venga a darle a F5 para ver si os contaba la historia, aisss, si es queeee. Pero vamos, que tengo razones, que el lunes fue fiesta y ayer hice los años, hombre!

Sin más excuseo barato, paso, pues, a la historia titulada

¡¡Ikusuki va al sumo!! (y me llevo una!)

Durante mi estancia aquí siempre he tratado de probar cosas nuevas: todos los tés distintos que veo, comidas cuanto más extrañas mejor, discotecas, bares, quedadas... y la mayoría de las veces es para bien: descubro algo nuevo que me gusta y estoy contento de ser así de animao.

Pero luego están esas cosas que no salen bien, como cuando me comí de golpe unos pimientos verdes pequeñitos (quizás demasiado) que había frito y que no es que picasen, es que daban calambre!

Y por último, en mi afán por hacer de Cristobal Colón, descubro cosas que no me arrepiento de haber probado, pero que no volvería a hacer porque no me merecen la pena, como ir al Ikea, o, ya véis por donde voy, ir al sumo.

El estadio se utiliza para exhibiciones o competiciones relacionadas con artes marciales, y la verdad es que es muy chulo.



El estadio por fuera, es octogonal (si no conté mal!)

Ya se va viendo el ambiente de lorzas y michelos

El tejado ese colgaba del techo, la verdad es que impresionaba!!

Lo bueno es que ya tenía entrada, así que no tuve que hacer cola, simplemente entramos y nos sentamos en el sector atomarporsaco donde los luchadores de sumo parecían madelmans allá a lo lejoooos.

Estamos hablando de darle a tope al zoom de la cámara!

Se iban presentando, se saludaban, se ponían uno delante del otro agachados y... ¡¡pues no!! ¡¡no luchaban!!, uno de ellos se levantaba y se iba a su rincón, el otro hacía lo mismo porque como no pelease con el arbitro.... Así que cogen sal y la echan por todo el ring, para espantar a los malos espíritus he leido por ahí, y se vuelven a poner. Así hasta que los dos deciden que ya están listos, momento en el cual se lanzan uno a por el otro y el combate más largo no dura ni veinte segundos.

Aquí levantando la pata, que es el movimiento típico de calentamiento que todos sabemos

Resumiendo: cinco o diez minutos de preparación para ver diez segundos de combate. Eso sí, cuando se empiezan a empujar y tal, es chulo, pero la mayor parte del tiempo estás nada más que animándoles para ver si se deciden de una vez.

Esta es la gente VIP que estaba sentada en el suelo al ladito de ellos. Si mi entrada costó 4000 pesetas, la de estos no quiero ni pensarlo!

Y así poco a poco, se va eliminando gente hasta que llegamos a la final, y gana un señor, y todo el mundo aplaude. Y, de repente, empiezan a darle premios: una copa detrás de otra, un reloj, otra copa... nos fuimos cuando llevaban un cuarto de hora dándole cosas y sacamos fotos del exterior. Como estábamos lejos, nos volvimos a colar por la parte de abajo y el tío ahí seguía recibiendo regalos!!!

Ya ya, como que sólo había un trofeo, la leche!

Recogiendo una de todas las copas que le dieron

Como os decía, es una experiencia. El estadio es muy chulo (yo ya había estado en un campeonato de Karate), y el ambiente está también muy bien. Pero para los ojos de un occidental, es lento, muuuuy lento.

Así que no volveré a gastarme las cuatro mil y pico pesetas que vale la entrada, pero mira, por lo menos lo puedo contar porque lo he vivido!

9 Ikucomentarios by la patilla
Saruli dijo...

La verdad es q no podemos decir q no estas viviendo experiencias.
Yo me pregunto pq esos tios siempre tienen el pelo largo si siempre lo llevan recogido, y pq llevan esos tangas, mira q si en uno de sus calentamientos de levantamiento de piernas q nos has enseñado se les escapa algo...
Animastes en japones o en castellano???jajajaja

MeriScubi dijo...

Ya se que es un poco retard pero intente hablar contigo ayer y no debias estar o algo asi que FELIZ CUMPLEAÑOS!!!! El saco de pipas vete esperandolo para el cinco de octubre que es cuando llego a los japones :P

Salud!!!!

DsYk dijo...

la verdad esk poco se de sumo, solo que hace tiempo vi un reportaje de como se montaban los tatamis, la verdad, en cada torneo se hace uno practicamente de forma artesanal, la de trabajo que tiene ¡¡¡¡¡

sino busca info por ahi, ya veras ¡¡¡

un saludo

Kos dijo...

Vaya, pues vaya chasco. Yo esperaba que contases algo espectacular pero por lo que dices ha sido un poco soso.

De todos modos, como dices tu para contarlo hay que vivirlo y tu ya lo has hecho.

Por cierto, Zorionak!!!!

Telle dijo...

kos!!!guapo!!!!

Winnie dijo...

Pues ami me hubiese gustado vivirlo, ademas son tios super jovenees y que pesan ya media tonelada, yo un dia vi un reportaje en la 2 sobre luchadores de sumo, y dan pena, para ellos es un honor, pero para nuestra mentalidad es penoso que un chico con 17 años pese 130 kg.

Pues el otro dia salio en las noticias que una mujer en mitad de un combate de sumo se tiro al suelo y empezo a rodar cual croquetilla... y por lo visto eso es lo peor de lo peor que puede pasar... porque una mujer nunca puede pisar un tatami de esos, es como si atrajese a los malos espiritus... asi que ahi queda eso...!!!

Fombe dijo...

Curioso esto del sumo, pero para verlo una vez y no más, digo yo. SUMORIONAK !!!!

haatik dijo...

Habrá sido lento y todo eso, pero esos 10 o 20 segundos son seguro de lo más espectaculares...

Lo japoneses son pausados para todo... no?

Lupin III dijo...

Hi Tosca...

No creo que mucha más gente lea esto... pero ellos se lo pierden...

Genial el post... como de costumbre... a mí el tipo de la 3ª foto me ha recordado nada más verle a Honda...

Clavadito, oyes...

PD: A título personal... y como poseedor de un Samsung de los deslizantes que eres... qué tal te es...?? yo estoy a puntito de coger un z720...




¡Ay madre, que de letras!
¡Tengo miedo!



Buuuuuuuuuurp!